Lipoláser

Nuestro sistema lipoláser utiliza una plataforma basada en la tecnología del láser de diodo, que posee dos longitudes de onda. La longitud de onda de 924 nm posee una alta afinidad por el tejido adiposo, mientras que la de 975 nm favorece la firmeza cutánea.

El lipoláser consiste en una liposucción asistida por un láser de alta precisión y mínimamente invasivo, indicado en la corrección de irregularidades (celulitits) y desproporciones (papada, michelines,cartucheras etc.), en determinadas zonas del cuerpo, debidas a la acumulación excesiva de grasa y que no desaparece con dietas o ejercicio físico ni con otros tratamientos cosméticos, estéticos o médicos.

Si usted es una persona que goza de buena salud y de una estabilidad psicológica, con un peso relativamente normal pero que presenta acúmulos de grasa en áreas localizadas, y es realista en sus expectativas, será un buen candidato.

La liposucción está desaconsejada si ha sufrido una cirugia reciente en la zona a tratar o si padece problemas cardiacos o respiratorios.

Se trata de una técnica que permite remodelar la silueta, reducir la celulitis y atenuar la flacidez, con las siguientes particularidades:

  • La intervención tiene una duración aproximada entre 1 y 2 horas.
  • El proceso es ambulatorio, no requiere hospitalización. La persona puede reincorporarse a sus actividades habituales en 24 horas.
  • Permite trabajar con anestesia local, es decir, que durante todo el tiempo de la intervención, el paciente está consciente
  • El procedimiento evita las incisiones traumáticas, los puntos de sutura y las grandes cicatrices.

 

Además de la destrucción del tejido adiposo, gracias al efecto exclusivo e innovador que conlleva esta tecnología (longitud de onda de 975 nm), el láser coagula los pequeños vasos del tejido adiposo y estimula la reorganización de colágeno en la dermis superficial provocando un efecto de tensado cutáneo.

La retracción de la piel y la inducción de la formación de colágeno por el efecto del láser no sólo evitan la flacidez, tan característica tras la liposucción tradicional, sino que también producen una reafirmaciónimportante de la zona tratada (similar o superior a la producida por otras técnicas anti-flacidez utilizadas, como la radiofrecuencia).

El lipoláser se puede utilizar para tratar todas aquellas zonas del cuerpo donde hay tejido adiposo.

Estas áreas incluyen:

  • Abdomen y Flancos
  • Caderas
  • Espalda
  • Interior de los muslos
  • Exterior de los muslos
  • Papada
  • Rodillas
  • Brazos
  • Tobillos

 

Funciona con buenos resultados en:

  • La papada
  • Flacidez en zona superior e interna de los brazos.
  • Presencia de pechos en hombres (ginecomastia).
  • Grasa acumulada alrededor de las axilas.
  • Michelines irreductibles de la zona alta de la espalda espalda o      región lumbar.
  • Acumulo de grasa coloquialmente llamado “rollito del sujetador”.
  • Grasa acumulada en abdomen o pubis (SOBRE TODO SI ESTÁ ASOCIADA A LA FLACIDEZ).
  • Cartucheras
  • Pliegue subglúteo.
  • Cara interior de muslos.
  • Grasa localizada en la cara interna y superior de las rodillas o en los gemelos.
  • Retoques de liposucción ya realizadas que han dejado irregularidades

 

Acúmulos grasos en cuello, brazos, espalda, abdomen, caderas, muslos o piernas, sobre todo si están asociados a gran flacidez pueden ser tratados con éxito con esta nueva tecnología.

Para evaluar los resultados de una liposucción debemos dejar pasar un mínimo de tres meses, aunque el aspecto definitivo no se verá antes de los seis. Además, los primeros días se encontrará más pesado como consecuencia del exceso de fluidos que se le han administrado.